El gas natural, clave para una economía baja en carbono

23 Febrero 2018
Comentarios Los comentarios están deshabilitados en El gas natural, clave para una economía baja en carbono
Categoría Últimas Noticias
23 Febrero 2018, Comentarios Los comentarios están deshabilitados en El gas natural, clave para una economía baja en carbono

El gas natural puede desempeñar un papel decisivo en la transición energética para lograr un sistema bajo en emisiones de carbono. Según el informe El papel del gas natural en una economía española baja en emisiones, elaborado por KPMG en colaboración con Sedigas: “el gas natural ofrece ventajas singulares respecto a otras fuentes de energía, siendo además una de las tecnologías más eficientes económicamente”.

Los beneficios de una mayor penetración del gas natural en el mix energético podrían resumirse, según el mismo estudio, en cuatro grandes puntos:

1. Mejora medioambiental
En comparación con otros combustibles, el gas natural mejora la calidad del aire global y local porque reduce las emisiones de óxidos de nitrógeno (NOx), partículas en suspensión y dióxido de azufre, gases causantes de problemas de salud respiratorios. Asimismo, el gas natural reduce también un 25% las emisiones de dióxido de carbono (CO2), principal causante del efecto invernadero.

2. Permite la penetración de renovables
Los ciclos combinados son centrales de generación de energía eléctrica en las que se transforma la energía térmica del gas natural en electricidad. Según el informe, la alta capacidad instalada de ciclos combinados en España (25,3 GW) permite que instalando solamente entre 5,5 y 10 GW adicionales, se podría cumplir el objetivo de implementación de las renovables en el horizonte 2030 sin aumentar las emisiones de CO2

3. Favorece la competitividad del sector industrial
El gas natural presenta una gran variedad de ventajas en el sector industrial. Tiene un alto poder calorífico, con lo que reduce la cantidad de combustible necesario de las industrias; no requiere inversión en almacenaje, al contrario que otras tecnologías como la biomasa, el petróleo o el carbón; tampoco requiere preparación, a diferencia del petróleo o el carbón; es flexible, porque permite a las industrias arranques y paradas de forma rápida; y también aumenta la eficiencia energética puesto que las industrias con cogeneración aprovechan el calor para generar también electricidad. 

4. Garantiza la seguridad de suministro
España dispone de una importante infraestructura gasista así como una gran diversificación de fuentes de abastecimiento de gas natural, dos factores que garantizan la seguridad del suministro energético.
Por otro lado, el gas natural vehicular (GNV), tanto en su uso como gas natural comprimido (GNC) para el transporte ligero, como su empleo como gas natural licuado (GNL) para barcos y transporte pesado, está llamado a ser el combustible del futuro en el transporte debido a sus múltiples ventajas. Una de las principales es la económica. Comparado con otros combustibles, el coste por kilómetro de un vehículo que funciona con gas natural es un 30% menor que con gasóleo y un 50% menor que el de gasolina. 

Fuente: www.diaridetarragona.com